Documento: Santa Sede

La alegría del Evangelio llena el corazón y la vida entera de los que se encuentran con Jesús. Quienes se dejan salvar por Él son liberados del pecado, de la tristeza, del vacío interior, del aislamiento. Con Jesucristo siempre nace y renace la alegría. En esta Exhortación Francisco se dirige a los fieles cristianos para invitarlos a una nueva etapa evangelizadora marcada por esa alegría, e indicar caminos para la marcha de la Iglesia en los próximos años.

Francisco

Fecha: 24-11-2013

Con un estilo práctico, directo y personal se exhorta al anuncio misionero del Evangelio en el mundo actual


Compartir



Tweets Papa Francisco


Suscripción gratis